Header Ads

'Grace', de Jeff Buckley; desgraciadamente único en su especie [Música]

¿Le conocéis, verdad? Jeff Buckley, guitarrista, compositor y, ante todo, voz sobrecogedora. Autor de aquella famosa versión de 'Hallelujah' de Leonard Cohen; promesa vocal como pocas se habían visto hasta su aparición, con un rango vocal espectacular y un talento musical capaz de dejar en calzones al más listo del mundillo, y cuya repentina muerte arrebató a la humanidad una maravilla musical irrepetible. 'Grace', su único lanzamiento (sin contar el póstumo y tristemente incompleto 'Sketches From My Sweetheart The Drunk'), es una montaña rusa emocional llena de sorpresas que hay que escuchar por lo menos una vez en la vida.




 Ficha Técnica:

- Título: Grace
- Artista: Jeff Buckley
- Género: Rock 
- Año de publicación: 1994
- Discográfica: Columbia Records
- Duración: 51' 44" (10 pistas)
- País: E.E.U.U









La crítica

'Grace' es una joya que aúna elementos familiares y clásicos y otros desesperadamente experimentales. Eso es algo que hay que tener claro desde el principio; encontraremos temas de Rock coreable ('Last Goodbye'), baladas que ponen la piel de gallina ('Lover, You Should've Come Over'), temas psicodélicos ('So Real') y hasta un himno religioso de principios del siglo XVI ('Corpus Christi Carol'). Jeff era un todoterreno musical, un erudito de la melodía y la armonía, y en su ópera prima puso toda la carne en el asador.

'Mojo Pin' inaugura el disco con engañoso sigilo al principio, pero creciendo en intensidad hasta desembocar en un clímax bestial con la voz de Jeff como principal protagonista, como no podría ser de otro modo. Le sigue el tema título, colorido y optimista; un canto al amor y la vida, con cierto toque progresivo y con una de las mejores interpretaciones vocales y guitarreras del disco sin duda alguna. Probablemente el tema más representativo de Jeff, define su estilo y personalidad como ninguno en su corta discografía.
No, no había ningún ventilador en el escenario... Era
 parte del encanto.
El siguiente tema que quiero destacar (porque 'Last Goodbye' y 'Lilac Wine' son buenas canciones, sí, pero simplemente palidecen un pelín frente al resto) es 'So Real', deliciosamente retorcida  y espeluznantemente bella; un gesto soez de dedo anular a la ortodoxia, y aún así una de las canciones más interesantes del álbum. Jeff, por supuesto, se sale por todos lados. No podemos pasar por alto la hipnótica versión de 'Hallelujah', con un Jeff emocionado regalándonos cada verso de un modo conmovedor. Imperdible.

'Lover, You Should've Come Over' es la canción que podrá con vosotros, cada puñetera vez. Os hará soltar la lagrimilla. Y luego volveréis a escucharla y la soltaréis de nuevo. ¡Es la canción lacrimógena por excelencia! 'Corpus Christi Carol' y 'Eternal Life' son probablemente las dos canciones menos notables del álbum (menos incluso que 'Last Goodbye' y 'Lilac Wine'); la primera, como dije antes, es una versión de un himno religioso de hace siglos, y la segunda es un Rock clasicote, gracioso, entretenido, pero oye, a mi a la segunda escucha me aburre ya. ¡Ningún album es perfecto!  'Grace' cierra con 'Dream Brother', también un pelín experimental pero no tanto como 'So Real', una despedida perfecta para un disco casi casi redondo.

Para un disco oficial que sacó el hombre, y mirad qué calidad. Todos nos preguntamos qué habría sido de él si hubiera seguido vivo y sacando discos a troche y moche. ¿Se vendería pronto y haría dúo con Enrique Iglesias? ¿O sería 'Grace' el primero de una larga serie de ruidosos exitazos? Nadie lo sabrá jamás, y es una lástima. Sin embargo, lo que sí sabemos es que el bueno de Jeff Buckley tenía talento para dar y regalar, y así lo demuestra en sus muchos álbumes en directo, recopilatorios, el incompleto 'Sketches From My Sweetheart The Drunk', y, por supuesto, la maravilla que es 'Grace'.

Y para muestra un botón:



Nota final: 4'5/5

No hay comentarios