Header Ads

3 Bodas de Más [Cine]

Que la comedia en España haya sido nuestro emblema como género es natural. Somos un país muy cachondo. Nos tomamos todo con humor, sino seríamos austro-húngaros. Tenemos una capacidad innata para tratar cualquier tema con humor, risa y una carcajada preparada. Es un mecanismo de defensa que hemos ido adquiriendo con el paso de las generaciones. Demasiadas invasiones, guerras, penurias, bajones, crisis y últimos puestos en Eurovisión, han hecho que el cine español tenga un filón en la comedia. Sabemos reírnos de nosotros mismos con una facilidad pasmosa. Hay mucha basura claro está en este género pero debemos sentirnos orgullosos por tener también una serie de creadores, directores, guionistas y actores que transmiten con una genialidad de grandes cómicos el difícil mundo de la risa. Es muy fácil hacer llorar, con que miremos nuestras nóminas tenemos suficiente, pero aún más difícil es hacer reír.




¿De qué va?

Ruth (Inma Cuesta), una joven investigadora en una universidad, asiste a las bodas de sus ex, que eran los "hombres de su vida". ¿Hay algo peor que tu ex novio se case con otra y te inviten a su boda? Sí, que pase tres veces en un mes, no saber decir que no y que el único al que convenciste para que te acompañe sea tu nuevo becario. 
Un alérgico al compromiso, un surfista y un transexual convertido en pibón ... Tres ex novios para tres bodas. Un cóctel explosivo para Ruth, que tendrá que enfrentarse a su pasado y decidir con quién quiere compartir tu futuro.




La crítica

Javier Ruíz Caldera lleva empecinado unos años en convertirse en un nuevo Billy Wilder a la española. Bueno, tal vez exagero, pero sería bonito ¿Verdad? La cuestión es que con unos pocos títulos su nombre comienza a tener un respaldo en el mundo del cine. Si Paco Plaza o Jaume Balagueró se han hecho hueco en el cine de terror; o Amenábar en cualquier género...a Ruíz Caldera se le tiene que ir otorgando el título de nuevo aspirante al trono de la comedia (Almodóvar ya tiene las horas contadas y De la Iglesia no parece que vuelva a ser el mismo).

'Promoción fanstasma' o 'Spanish movie' han servido al director para foguearse hasta encontrar un equilibrio entre la comedia inteligente y el gag más estridente. Juega a estas dos bazas en todo momento, sabiendo dar a la película una cucharada de cada una a su debido tiempo. Si bien es cierto que predomina el splactick más canalla, los personajes gozan de una salud envidiable. Son variados y se conjuntan a la perfección en un film que limita los espacios pero que sabe moverse con soltura para proporcionar cada tres o cuatro minutos risas que muchas veces se convierten en carcajadas.



No es una alocada aglomeración de gags irreverentes como 'Spanish movie' ni se conforma con la sencillez de 'Promoción fantasma'. Esta vez se nota que tiene un guión con el que salir airoso, unos actores que disfrutan de sus frases y unas escenas que construyen un universo personal que hacia tiempo que el público pedía. Daniel Sanchez Arévalo ('Primos','Gordos' o 'La gran familia española') es su máximo rival por el trono de la comedia en España. Yo apuesto por Caldera, llamarme loco.




Inma Cuesta (Ruth) está adorable. Hace olvidar sus llantinas en 'Aguila Roja', seduce aún más que en 'Blancanieves', tiene más fuerza que en 'Primos', que también compartía con Quim Gutiérrez (Jonás). Espectacular trabajo de una actriz que dará muy buenos títulos si sigue en la comedia. Una especie de Cary Grant con ojazos en 'La fiera de mi niña' o un Bruce Willis desorientado en 'Cita a ciegas'. Es decir, una explosión de vis cómica. El resto del elenco hace maravillas con sus frases, se van colando por la película como pequeñas gotas que refrescan el desarrollo de la desenfrenada historia. Paco León (genial en su faceta); Silvia Abril (todo-terreno e improvisadora); Joaquín Reyes (el chanante más internacional); Gutiérrez (dando una nueva imagen); Berto Romero (descubriéndose como futuro Goya Revelación); Laura Sánchez (la transexual más divertida)...todos impecables en la comedia del año.




No debemos envidiar nada a las "sesudas" entregas semestrales de Adam Sandler, a la sutil inteligencia de Woody Allen o las payasadas de 'Scary Movie'. Aquí tenemos una excelente comedia, sabemos movernos con nuestro propio lenguaje, sin tener que copiar fórmulas yanquis. Tenemos material más que de sobra, unos actores en estado de gracia y un guión que aglutina elementos patrios que extrapolamos a niveles de humor absurdo, pero con estilo.




Curioso que los dos guionistas provengan de la TV, que hayan sabido trasladar la creación de escenas a la gran pantalla con esa facilidad. Claro que, un director como Caldera, unos actores como Cuesta, Gutierrez, Sánchez y demás, un sabor a humor made in El Terrat hacen de 'Tres bodas de más' un agradable entretenimiento.



Información de más

  • Tercera película que colaboran Silvia Abril (madre) y Ruíz Caldera.
  • La banda sonora corre a cargo del compositor fetiche del director, Javier Rodero.
  • Los guionistas del film, Pablo Alén y Beixo Corral, trabajaron juntos en 'El Internado'. Esta es su primera película.
Nota final:7

No hay comentarios