Header Ads

American Beauty [Cine]


Todos hemos tenido un mal día a lo largo de nuestra vida, pero siempre conseguimos animarnos y seguir adelante. Sin embargo, ¿Qué pasaría si cada día fuese una mentira, si solo actuarás y por una vez dejarás de hacerlo? El protagonista de este filme, Lester Burnham, encarnado por el preciso Kevin Spacey nos lo muestra en American Beauty.


¿De qué va?

Lester Burnham (Kevin Spacey) vive dominado por su mujer, Carolyn Burnham (Anette Bening) y su hija pasa olímpicamente de él (Thora Birch). Además, Lester acaba de empezar a fijarse en la mejor amiga de su hija, Angela (Mela Suvari) y empezará a cambiar su físico con tal de conquistarla. Sin embargo, hasta que no conoce al hijo de los nuevos vecinos, Ricky (Wes Bentley) no cambiará totalmente su manera de pensar, empezando por fumar marihuana.  

La crítica 

Empecé viendo esta cinta como algo cómico, el comportamiento de Lester, un hombre en la cuarentena, comportándose como un crío (porque ese es su comportamiento) es para echarse a reír. Sin embargo, cuando la cinta finaliza, me quedé pasmado, no sabía ni qué hacer ni que decir.

Partiremos pues, de su evolución. El simple hecho de empezar una película como esta y acabar como realmente acaba es digno de una verdadera obra maestra, pocas cintas han dado un cambio turbio en su final para dejarnos hechos trizas (cuando digo pocas es pocas realmente buenas, no cualquiera). Con lo cual su evolución es totalmente buena y si más no, sorprendente para el público.

Lo que más permite que la evolución fluya y sea perfecta no es más que el gran desarrollo de los personajes, así como sus interpretaciones. Desde el afamado Kevin Spacey hasta el novato Wes Bentley, cualquiera de ellos sabe lo que hace. No obstante, la verdadera estrella del filme es sin duda Spacey. Su paso por esta película en la pantalla es inmenso, no solo crece él, si no que hace crecer al resto del reparto con él hasta límites insospechables. Lo mejor de todo por eso, es lo muy cercana que se me hizo la interpretación de Spacey en todo momento, supo hacer del personaje alguien cualquiera, uno de nosotros y eso en una interpretación no debería faltar, seas Lester o Superman.

Después de Kevin Spacey no sabría decir quien lo hizo mejor: si Chris Cooper o Anette Bening, ya que ambos son otro de los pilares principales de esta cinta, los dos conflictos mayores de la película sin lugar a dudas. Quizás Cooper me pilló desprevenido durante todo el metraje, pero ese papel de Bening haciendo de loca con muchísima falta de sexo le va como anillo al dedo.

Sin embargo la cinta no consiguió lo que otras muchas: completar la nota. Quizás hubo momentos en los que me esperaba algo más (no preguntéis el que) pero me faltó un poco más. Seguramente lo que más me cargó era el rollo muy deprimente que llevaban Thora Birch y Wes Bentley, me repateó bastante esos momentos ya que en mi opinión, sobraban.

Eso sí, el desenlace fue el que decidió que nota final quedaría para esta obra, porque realmente me dejó atónito. Empezó a irse la trama inicial en cierto momento, todo se empezó a descontrolar a más no poder y cuando crees que la cosa no puede ir peor, se supera y solo puedes pensar: "sé que ha pasado pero no sé cómo ha podido pasar".

Además de tener muchísimas escenas que me quedé bastante sorprendido por sus cambios de humor, sobretodo la comparación de las dos escenas de la cena: la primera cuando Lester es un mandado y no dice nada frente a su mujer y la segunda con el cambio radical de este, que revoluciona totalmente una cena familiar, seguramente de las mejores escenas de la cinta.

Antes de acabar quiero hacer un pequeño párrafo para decir que la banda sonora de la cinta estuvo acertadísimo  las canciones iban acorde siempre a los estados de la película, algo que siempre suma algún punto a su favor.


Cualquier persona que quiera alucinar y reírse con una película que, en su mayora es muy triste, debería ver esta cinta. Indiferentemente de ello: deberíais ver esta película.

Información de más
  • La película ganó 8 nominaciones a los Oscars de los cuales ganó 5: mejor actor (Kevin Spacey) y mejor director (Sam Mendes) entre otros.
  • El actor John Cho, conocido por sus películas de "Dos Colgaos' muy Fumaos'", hace un pequeño cameo en la cinta.
  • Terry Gilliam rechazó la oferta para dirigir esta obra.
  • Jeff Daniels fue considerado para hacer el papel de Lester.
Nota final: 9 (10 según Sarai Iuni)

No hay comentarios