Header Ads

Hanna [Cine]


Seguro que habéis visto muchas películas con una trama parecida a esta, la de superhombres que se salen de lo normal con superfuerza, unos sentidos muy desarrollados, con una capacidad para la lucha sin rival. Unos podrían ser los agentes que salen en las películas de asesinos a sueldo del gobierno como Bourne o Bond, o incluso llevados a un extremo como el Capitán América. Pues aquí tenemos a una super niña (y no es hit-girl) sino Hanna. Y esta es su historia.


¿De qué va?

Hanna (Saoirse Ronan) es una niña de unos 13 años. Ha pasado toda su infancia junto a su padre (Eric Bana) en un bosque cerca del círculo polar. Durante años su padre le ha enseñado lenguas, todo el conocimiento que hay en la enciclopedia y la ha adiestrado en el combate, tanto cuerpo a cuerpo como con armas, con lo cual la niña cuando llega a la adolescencia se convierte en un "soldado" espectacular. Todo ésto con el fin de que llegará un día en que tendrá que ir a por la agente secreta Marissa Weigler (Cate Blanchett) que asesinó a su madre y también pretende ir a por Hanna si conoce su existencia.

La crítica

Joe Wright (el director), parece que se encariña con estas historias de mujeres fuertes y que se salen de lo habitual, con historias tan especiales que necesitan ser rodadas. Hanna es una de ellas, aunque no llegue aun a mujer.

El filme es cuánto menos inesperado. En los planos iniciales vemos a una cazadora, completamente cubierta con pieles, efectiva y ágil. Tras matar a su presa se descubre la cara y vemos lo joven que es. Pocos minutos después mientras se encuentra ante el cadáver del ciervo que ha cazado, la sorprenden por la espalda y hay una soberana lucha entre ella y un hombre ¿Quién es ese hombre? Ni más ni menos que su padre.

Con los papeles y el tono de la película puesto sobre la mesa, veremos como ella le insiste a su padre, Eric Heller, que ya está preparada ¿preparada para qué?  Aquí es dónde nos dicen el que será el argumento del filme. El padre se escondió en el bosque para adiestrarla, porque Marissa Weigler va tras ella, y si quiere tener una vida normal, tendrán que acabar con la agente "¿o ella o tú?" le dice Heller a su hija.  Algo muy seco y drástico. 

Nos dejan entrever que, a pesar de ser un arma, Hanna es una adolescente dentro de todo lo normal que puede ser, con  sus inquietudes, con un punto de rebeldía contra su padre. Heller, que es consciente de las aptitudes de su hija, decide otorgarle la decisión de iniciar el encuentro. A partir de este momento Hanna realizará un viaje dónde deberá descubrir quién es realmente y si la realidad que ha conocido hasta el momento era cierta o una invención para ocultar otra verdad más inquietante.

Hanna es una asesina y no aparenta sentir miedo o debilidad alguna que la pueda hacer vacilar. Pero una familia de turistas se cruzará con ella y será con ellos dónde vislumbre lo que realmente es el mundo y cómo debería sera una familia, tener una amiga o simplemente divertirse.

Saoirse que aquí era una niña, de la edad de su personaje, realiza una interpretación que requiere una gran complejidad, y lo hace con éxito. Hanna es una chica que no conoce el mundo moderno, la amistad o incluso la música. Ronan consigue transmitir esa ingenuidad en los momentos en los que descubre el "nuevo mundo" y la decisión cuando hace lo que sabe hacer:  dar  patadas, pegar puñetazos y algun que otro tiro. 

En la banda sonora, que corre a cargo del grupo electronico The Chemical Brothers, siempre sabe diferenciar las escenas en las que Hanna lucha o huye (en las que se comporta como un soldado), con un tono musical electrónico de ritmo elevado que "robotiza" la escena, acorde con el sentido de la acción. En cambio, cuando Hanna se deja llevar por la curiosidad, por el descubrimiento del entorno que no conoce, de esas sensaciones nuevas tan agradables para ella, tenemos una música más melodiosa, más cálida. Hay una escena en la que Hanna llega a España, a Córdoba para ser precisos. Pensaréis: ¡noooo! seguro que salen toros o algún elemento nacional como por ejemplo los San Fermines. Casi. La chica será testigo de un cuadro flamenco al completo cantando y bailando alrededor de una hoguera. Pero la escena que para nosotros, siendo españoles, nos puede tirar para atrás, le da una magia diferente, sabiendo que Hanna no ha escuchado música en toda su vida y que aquí verá una música cuánto menos con mucho sentimiento, desgarrada. 

La fotografía me llama mucho la atención. A Ronan la ponen de rubia platino, con la piel extremadamente clara, apenas se le ven las cejas, y los ojos de azul pálido. Pasamos de un entorno blanco a uno gris y todos los colores parecen estar escondiéndose. Sin embargo así crearán un contraste en los momentos más íntimos en los que Hanna se abre y nos deja entrever su inocencia, su verdadero yo, con unos tonos muy cálidos. Cómo a la luz de las velas o bajo unas sábanas con su nueva amiga.

Hasta aquí podría resumirla en que tiene acción. La historia tiene sentido, el personaje de Hanna engancha. Tiene ritmo, la música, la fotografía y la interpretación están trabajados. Sin embargo, hay algo que me corroe por dentro. No sé captar que quiere explicar Wright con esta historia ¿Es sólo la de una niña asesina o hay algo mas? Prefiero pensar que pretende tratar como fondo el tema de la adolescencia. Cómo una niña abandona la infancia y empieza a buscar sus propias respuestas. Cómo descubre cosas nuevas. Cómo se revela a los adultos. Podríamos hacer una comparación mas exhaustiva mencionando las escenas concretas, pero con eso desvelaría demasiado.

Es una producción que no ha tenido mucha repercusión pero que merece la pena ver. Si tuviera que destacar algo sería, por supuesto, a la actriz protagonista. Dentro de poco la veremos en bastantes producciones. Sería genial que Chloë Moretz y ella hicieran una pelicula de acción juntas ¿no?

Información de más
  • Danny Boyle (director de 'Trainspotting', 'Slumdog millionare' o '127 horas') empezó a escribir el guión junto con Seth Lockhead pero al final tuvo que abandonar el proyecto.
  • El guión se incluyó en 2006 y 2009 en la Lista Negra de los mejores guiones no producidos del momento. 
  • Saoirse Ronan tuvo que entrenar durante dos meses, cuatro horas al día para estar en forma para el papel de Hanna.
Nota final: 7

No hay comentarios