Header Ads

Sitges 2016, primeros compases

La llegada del otoño para los amantes del cine en general y del fantástico en particular sólo significa una cosa: un nuevo festival de Sitges en el horizonte. 

Estamos de nuevo preparados para pasar 10 días viendo cine sin parar. Bueno, sin parar tampoco porque, una vez más, seguimos sin estar acreditados.

Pero nos sigue dando igual...


DIA 1

Este año a nuestro equipaje hemos tenido que añadir el uniforme de tripulante de la nave Enterprise para así poder celebrar como se merece el 50 aniversario de la (segunda) saga cinematográfico-espacial más importante del universo cinematográfico.

Y mientras esperamos a que la nave Enterprise aterrice en Sitges, nada mejor que empezar el Festival por todo lo alto. La presencia en el escenario de Max Von Sydow para recibir uno de los premios del Festival fue uno de esos momentos a recordar, con toda la platea en pie, aplaudiendo durante más de 2 minutos, tal y como se merecía un actor de su categoría.



Después del homenaje llegaba el momento de Inside’, la película inaugural. Aceptamos que es una película que debía estar sí o sí en Sitges 2016 pero estamos seguros que de no haber sido una producción de Jaume Balagueró dirigida por Miguel Angel Vivas simplemente se hubiese pasado en alguna de las secciones del Festival y poco más.



Balagueró y Vivas son dos tipos valientes puesto que 'A l'interieur', además de ser una de las mejores películas de género estrenadas jamás es una absoluta obra maestra. Atreverse pues a realizar un remake de algo que dificilmente podrás superar es, ciertamente una operación suicida. Y teniendo en cuenta que el original aún está reciente en la memoria del espectador (se estrenó en 2007) todavía más. Una vez vista la película las previsiones se cumplen. Estamos ante un remake innecesario que no aporta nada nuevo y que ni se acerca al nivel de perversión y brutalidad del original.

Bajonazo al canto, aunque esperado, no menos doloroso, puesto que empezar un Festival (nuestro Festival) de esta manera nos hacía caer en un estado de pesimismo, como si todo lo que tenía que llegar a partir de ese momento fuese igual de decepcionante.

DIA 2

Afortunadamente para nosotros llegó 'Train to Busan' para elevarnos la moral. Será sin duda una de las películas a recordar de la edición de este año. Es difícil innovar dentro del género zombie y parece que el recurso fácil es poner a gente atrapada en un lugar sin escapatoria rodeados de muertos vivientes. Esto es precisamente lo que hacen los responsables del film aunque en esta ocasión el lugar donde ocurre gran parte de la acción es un tren que va a toda velocidad. La excusa sirve para ofrecer una adrenalítica película, un auténtico vendaval zombie que además de un magnífico film de acción sirve como metáfora de la podredumbre humana y crítica feroz al sistema capitalista actual.


DIA 3

No abandonábamos Corea puesto que el primer film a visionar del día era 'The Wailing', nueva obra de Hong-jin Na, que ya había deslumbrado antes en Sitges sobretodo con la fantástica 'The Yellow Sea'. Su nuevo film es un neo-noir en toda regla aunque con un interesante giro hacia el terror. Sus 156 minutos de duración (¿aprenderán algún día los asiáticos a hacer films mucho más cortos?), a todas luces excesivos, no son impedimento para que la película ofrezca una atmósfera opresiva, que poco a poco va atrapando al espectador hasta dejarlo casi sin respiración en algunas escenas.



Y para acabar el día un nuevo bajonazo puesto que 'Abattoir', el nuevo film de Darren Lynn Bousman resultaba ser una solemne ridiculez. Mal rodadado, con un un guión totalmente previsible y sobretodo con una pareja protagonista, Joe Anderson y Jessica Lowndes, ofreciendo una actuación atroz. Era difícil que su director se superase a sí mismo haciendo algo peor que aquel otro bodrio con ínfulas de película de culto que fue 'Repo, the Genetic Opera' pero desgraciadamente (para él y sobretodo para nosotros) lo ha conseguido.



Notas:
  • Inside (4)
  • Train to Busan (8)
  • The Wailing (7)
  • Abattoir (2)

No hay comentarios