Header Ads

Guardianes de la galaxia. La joya de Marvel [Cine]

En una época donde cada dos por tres tenemos en cartelera una cinta con sello Marvel, es imposible que no haya una sola obra de la famosa editorial que guste al público. Las hay de todas las formas y colores, aunque la mayoría siguen una misma base: acción y aventuras. Con esa misma filosofía este verano (en agosto de 2014) Marvel, junto a James Gunn, da a conocer al mundo la que es, hasta la fecha y bajo mi modesto punto de vista, su mejor película.

¿De qué va?

El cazarrecompensas Peter Quill (Chris Pratt), también conocido como Starlord, se hace con un valioso objeto, el orbe, que Ronan (Lee Pace), el villano más temido en la galaxia, desea obtener bajo su poder. Ahora Peter deberá evitar que dicho orbe caiga en las manos equivocadas con la ayuda de sus nuevos compañeros.

La crítica

Había oído demasiado rumor de los superfans Marvel acerca de la obra de James Gunn y, aunque me cuesta admitirlo, el hecho de tener a Batman como mesías y pastor me echa algo para atrás este tipo de comentarios. Me pasó con 'Iron Man' cuando la gente no dejaba de decir que "molaba" mucho. Con 'Los vengadores' tres cuartos de lo mismo y si, admito que son buenas películas, pero tampoco hace falta exagerarlo tanto. Por fin Marvel me ha dado una lección con una obra redonda.


'Guardianes de la galaxia' tiene todo, absolutamente todo, lo necesario para triunfar en taquilla. Engancha desde que empieza a sonar ese clásico de 10CC: 'I'm not in love' del walkman de un niño que está a punto de perder a su madre y que, en unos minutos, será abducido por una extraña nave. Ese crío es el protagonista de la obra: Peter Quill, que con el paso de los años se convierte en un famoso cazarrecompensas.

Lo que no sabe Peter es que con su último hurto va a conseguir que le persiga media galaxia. Entre sus perseguidores se encuentran: Gamora (Zoe Saldana), una supuesta aliada del villano más temido de toda la galaxia: Ronan. Y el tremendamente gracioso dúo formado por Rocket (voz de Bradley Cooper) un ser que se parece a un mapache y Groot (voz de Vin Diesel), un "árbol" que puede hacer que crezcan ramas a su alrededor a su antojo.

Después de su primer contacto en una escena de acción con un toque cómico muy personal, los cuatro terminan en una cárcel de alta seguridad en la que tendrán unir sus fuerzas para escapar. Además, sumarán un nuevo miembro a su curioso equipo: Drax el destructor (Dave Bautista). ¿Así que unos fugitivos son los encargados de salvar el universo? Pues sí. 

Y desde aquí todo lo que quedan son aventuras, acción y un sinfín de escenas cómicas en los momentos menos oportunos en las que uno se echa a reír si o si. Los personajes están genialmente perfilados, cada uno tiene sus objetivos personales y sus características propias definidas por sus razas originales.


Si bien Groot tan solo dice una frase por su dificultad de pronunciación, Drax no sabe lo que es una metáfora o Gamora no tiene ni idea de bailar (y desconoce que es 'Footlose', pobre Kevin Bacon). El conjunto es explosivo y da muchísimo juego, me resulta imposible que a alguien no le guste ninguno de los personajes, cada uno tiene su qué y todos nos brindan momentos espectaculares.

Me vienen a la mente cantidad de escenas que me arrancaron más de una carcajada gracias al ingenio de Rocket (la escena del círculo final), la inocencia de Drax (cuando entran en la nave enemiga) o la chulería de Starlord (la rueda de reconocimiento). Pero 'Guardianes de la galaxia' también tiene su lado más dramático en momentos clave con Gamora o Groot, sobretodo Groot y esa escena final que nos deja sin palabras.


En esta ocasión, aunque parezca mentira, los actores dan mucho de sí. Chris Pratt, por ejemplo, demuestra que tiene madera para el papel. Zoe Saldana, alguien a quien no sé porqué tenía algo de tirria, sigue sorprendiendo en su línea con cine de ciencia ficción. Dave Bautista, alguien que veo que seguirá los pasos de otro wrestler en el cine, Dwayne Johnson, se defiende y gana al público. De Vin Diesel poco que decir con una sola frase que articula y de Rocket, gran voz la de Cooper, merecidísima versión original.

Además del elenco que encabezan nuestros protagonistas, la obra está tan sumamente cuidada que cuenta con Glenn Close, Benicio del Toro o John C. Reilly en papeles pequeños así como Lee Pace (saga 'El Hobitt'), que da vida a Ronan. Una injusticia que después de todo no lograse la nominación a mejor película del año...


Lo mejor de todo es que no tan solo el género, argumento o personajes son esenciales en la obra, la temática es quizás la guinda de este delicioso manjar. El hecho de desarrollar todo el argumento en el espacio da muchísimo más de juego y, quizás alguien me mate, pero no he podido evitar fijarme en las similitudes que tiene '´Guardianes de la galaxia' con cualquiera de los tres primeros episodios (en orden cronológico) de 'Star Wars'.

Por si aún no ha sido suficiente, tenemos una banda sonora hecha para la película. Lo curioso es que de los temas que suenan no hay ni uno solo original, es una recopilación de temas anteriores para la obra que ayuda a definir la esencia de 'Guardianes de la galaxia'. Con el título del álbum ya se dice todo 'Awesome mix vol. 1'.


Hacía tiempo que no me pasaba, pero tengo de nuevo esa sensación de dejarme cosas en el tintero, aún y así ha quedado claro que recomiendo 'Guardianes de la galaxia'. Y más aún si nos dejan un final abierto que tiene muy muy buena pinta, estáis tardando en poneros con ella.

Información de más
  • Nominada a dos Oscars.
  • Cuando Dave Bautista supo que iba a interpretar el papel de Drax el destructor echó a llorar por la emoción que sentía al interpretar a un personaje de Marvel. Tan buen punto supo que iba a interpretar a Drax se apuntó a clases de interpretación para prepararse mejor su papel.
  • Vin Diesel repitió su única línea "Yo soy Groot" en varios idiomas: inglés, alemán, español, ruso, mandarín, portugués y francés. 
  • La banda sonora de la película 'Awesome Mix, vol. 1' logró posicionarse en el primero puesto de la lista US Billboard 200, siendo la primera banda sonora en lograr el puesto número uno sin poseer una canción original. Además de lograr la nominación a los Grammy 2015 a mejor banda sonora.

Nota final: 9 

No hay comentarios