Header Ads

Sitges 2014: ¡No estamos acreditados pero nos da igual! DIA 9 [Especiales]

Esto se acaba. Últimos coletazos del Festival. No podemos evitar que empiece a inundarnos un sentimiento de tristeza por volver a la cruda realidad. Sitges 2014 aún no ha terminado y ya tenemos ganas de que llegue Sitges 2015.



Hoy madrugamos más que nunca. Cuando aún no ha amanecido nos dirigimos por última vez hacia el Auditori para ver la proyección de la película de clausura, 'Burying the exde Joe Dante. No podemos imaginar un director mejor para clausurar el certámen.



Cierto es que Dante ya no es aquel director que nos maravilló con películas como "Exploradores", "El Chip Prodigioso" o "Gremlins", y que ya no suele tener detrás un gran estudio dispuesto a invertir mayores presupuestos en sus películas, pero aún conserva ese toque mágico que tanto nos maravilló en su época gloriosa.

Su última película bebe directamente de aquel cine de los 80 que tan bien mezclaban horror con comedia, aunque su guión sea una sucesión de tópicos tan evidentes que desde el primer minuto uno puede adivinar sin equivocarse lo que va a pasar. Pero da igual. Ese aroma ochentero que desprende el film nos invade sin darnos cuenta y nos ayuda a pasar un rato inmejorable. Claro que probablemente este sea también el principal problema de la película, con la que será más difícil conectar si uno no tiene un especial cariño por ese tipo de cine.

El final de 'Burying the ex' nos acercaba un poquito más hacia nuestro final en Sitges 2014. Saliamos de la sala, rodeabamos a toda prisa el Auditori, parando a reponer fuerzas en el improvisado y carísimo bar situado estrategicamente en pleno camino hacia la entrada (un minúsculo donut y un café que nos escaldaba la lengua) y nos enfrentábamos ya a nuestras dos últimas pildoras de Festival.

No se trataba ni de la última pelicula de un director famoso ni de de algun estreno de campanillas, si no de dos clásicos con mayúsculas, muy diferentes uno del otro, pero grandísimas películas las dos, y todo gracias a la gente de Phenomena.

Primero teníamos la oportunidad de ver en pantalla grande una copia restaurada de 'Sorcerer', dirigida por William Friedkin, remake de "El Salario del Miedo" de Henri Georges Clouzot, una película en la que la tensión se palpa desde el inicio, con un Roy Scheider como protagonista principal acompañado de Paco Rabal en uno de sus trabajos fuera del cine español.




Con el subidón aún encima por lo que acabábamos de ver, salíamos dispuestos a entrar, ahora si, por última vez a la sala del Auditori para asistir a la proyección de 'Gremlins', enfrentándonos así en un mismo día con otra película dirigida por Joe Dante.

La sorpresa vino al dirigirnos hacia la cola. Dos flamantes coches aparcaban delante de la entrada y de ellos aparecían el mismisimo Joe Dante junto con Dick Miller, actor fetiche del director que ha aparecido en todas sus películas, dispuestos a presentar el film a los allí presentes.



De la proyección de 'Gremlins' no hace falta ni comentar que fue una auténtica fiesta. Digno colofón a nuestros diez dias de locura cinematográfica (y sin acreditación) en Sitges.

Ahora si. Llegaba la hora de recorrer el camino inverso, de no volver a pisar el suelo del Auditori hasta dentro de un año, de no volver a sufrir los retrasos en las proyecciones, de no volver a maldecir por los cortes de proyección... En definitiva, de volver a DISFRUTAR del Festival de Sitges.

Hasta la próxima, King Kong!







No hay comentarios