Header Ads

Los Increíbles [Cine]

¿Unir en la misma peli superhéroes, cine infantil, Disney y encima hacerlos casi humanos? Pues existe. Y vaya que si existe. Una genialidad que se sacaron de la manga hace más de 10 años los genios (casi siempre) de Pixar. Una rareza del cine de animación (junto a 'Wall E') que hará las delicias a los amantes de la Marvel, DC, James Bond e infinitos homenajes al cine de aventuras. ¿Qué raro que aún no hayan realizado una secuela?




¿De qué va?

Bob Parr (Mr. Increíble), y su esposa Helen ( Elastigirl), son los más grandes superhéroes de la lucha contra la delincuencia, famosos  en Metroville. Siempre salvando vidas y luchando contra el mal. Pero quince años después, ya casados, se han visto obligados a adoptar identidades civiles y retirarse a los suburbios donde no tienen más remedio que pasar de ser superhéroes a llevar una "vida normal" con sus tres hijos Violeta, Dash y Jack-Jack. Pero las ganas de regresar a la acción de Bob obtienen su oportunidad cuando una misteriosa comunicación le ordena dirigirse a una remota isla para una misión de alto secreto.




La crítica

Brad Bird (director) llamó la atención de la crítica con su película anterior, 'El gigante de hierro', lo que le supuso fichar por la Disney para un curioso proyecto que él mismo escribió: 'Los increíbles'. Una película de animación donde se iban a reunir múltiples elementos, superhéroes, cine de aventuras, espías y drama familiar. Una mezcla que a priori no se había visto bien plasmada en el cine, menos aún en el cine infantil. 

'Los increíbles' tiene la capacidad de sorprender por un guión bien elaborado, algo complejo para las mentes infantes al que va dirigido, pero que al contrario de lo que se pudiera pensar, eso no hace mella, pues el alarde visual compensa a los peques del entramado que Bird crea para presentar a los superhéroes, la crisis que sufren, el retiro obligatorio y su adaptación a la nueva vida como civiles. Todo en los primeros 20 minutos. Es uno de los títulos más "adultos" que Disney-Pixar a presentado al mundo, gracias sobre todo a la ingeniosa trama que el director ha sabido tejer.




Unos personajes ricos en matices, con alma, dudas y rencores. Muy bien realizados técnicamente, sorprenden por los giros que toman durante la primera hora del film. Para a la postre convertirse en una película de auténtica acción que roza límites insospechados en el género de los dibujos animados, más si Disney está por detrás del proyecto. Curioso que se muestren cómo los héroes matan a los secuaces. Es un ejemplo de la madurez que el futuro director de 'Ratatouille' imprimió en esta frenética película.



Contó con las voces en V.O. de Craig T. Nelson ('Poltergeist') como Bob Parr, Holly Hunter ('El piano') como su esposa Helen y un genial Samuel L. Jackson ('Pulp Fiction') como el amigo del matrimonio, Lucius, también conocido como Frozono. Unos actores que no enturbiaban por sus conocidas voces la visión de la cinta, como sucede en otros casos, haciendo valer en primer lugar la historia que nos cuenta. 



La película comienza con una catarsis de los superhéroes, luego vista en otras sagas de acción real ('X-men: la decisión final'), para pasar a una visión de la vida cotidiana de unos héroes convertidos en padres (que realmente son los verdaderos héroes). Hasta llegar a transformarse en una hora final de auténtica aventura visual. Técnicamente está muy bien lograda, la animación es rica en efectos, gestos y desarrollo. Cuenta además con unos secundarios que remiten al cine de espías, concretamente a la saga James Bond, con unos personajes tan geniales como Edna Mode (al que pone voz el propio director). Edna es una especie de unión entre "M", el jefe de J.Bond y Edith Head, creadora de vestuario del Hollywood dorado. Tenemos al villano de turno, Némesis, que como buen villano que se precie debe su existencia al propio superhéroe. Su isla, hace referencias a las bases secretas de los malvados de la saga del agente secreto 007. Sus gadgets, armas y esbirros nos recuerdan a Spektra.


Todo ello aderezado por una espectacular banda sonora que nos envuelve en ese perfume tan afrodisíaco que son las pelis de espías, con una orquestación que toca elementos de los años 60. Michael Giacchino ('Misión Imposible: protocolo fantasma', 'Star Trek: en la oscuridad')  tocó el cielo con esta composición. Os recomiendo que la escuchéis aparte, es una gozada de fanfarrias. 

Sin duda una cinta repleta de estupendos momentos de cine de acción. No muy bien recibida en su momento, no fue un boom en taquilla como otros productos de la factoría Pixar, aunque está en el quinto lugar de recaudación del estudio. Curioso, muy curioso, que teniendo tantos buenos ganchos, personajes, subtramas y posibilidades, no haya tenido aún una continuación. Es una perla de la factoría Disney-Pixar que deberían estirar, en el buen sentido, en esta época de explosión Marvel.

Información de más

  • La banda sonora está inspirada sobre todo en John Barry (saga James Bond) y en Henry Mancini ('Sed de mal', 'Hatari'). Lo curioso es que fue la primera película Pixar en no estar nominada a los Oscars en esta categoría.
  • Ganó el de Mejor Película de Animación y Mejor Montaje de Sonidos.
  • La película no tiene una época concreta, aunque representa muchos elementos de las décadas de los 50's y 60's.
  • Piixar (John Lasseter) ya intentó contratar a Bird años antes. Sólo accedió a trabajar con Pixar cuando Warner no distribuyó bien su anterior trabajo: 'El gigante de hierro'.
  • Es la película más "violenta" de Disney-Pixar (35 explosiones, más de 600 disparos...)
  • El villano, Síndrome, está inspirado en los rasgos faciales del director.
  • Las referencias a superhéroes de la Marvel son obvias: Los 4 Fantásticos.
  • El nombre de la ciudad, Metroville, es la unión de las dos ciudades que rodean a Superman: Metrópolis y Smallville.
Nota final:8

1 comentario:

  1. Una de las mejores películas de animación que hay... la vuelvo a ver con mis hijos y cada vez es mejor. Muy buena crítica.

    ResponderEliminar