Header Ads

¡Olvídate de mí! [Cine]


Al leer el título puede que no os suene este filme de Michel Gondry. Pero si os menciono al cast seguro que los conoceis a todos: Kate Winslet, Jim Carrey, Kirsten Dunst, Mark Ruffalo, Elijah Wood y Tom Wilkinson. Os quiero mostrar los dos pósters ya que ésta es una de esas ocasiones en que la traducción es una patada en el estómago.


¿De qué va?

Carrey, Joel Barish, tiene una relación que se mantiene con a duras penas con la impulsiva Clementine, Winslet. Un día les explica a sus amigos que tras una pelea ella finge no conocerle y que no le dirige la palabra. Sus amigos le explicaran que Clementine ha acudido a un centro médico donde se dedican a borrar "literalmente" a personas de los recuerdos de sus clientes. Así que Clementine realmente no sabe quién es porque le ha borrado a él de su mente. Joel decidirá en venganza borrarla a ella también.

La crítica

¿Serías capaz de borrar a alguien de tu vida? Si te hubieran roto el corazón, si odiaras a alguien, o si se hubiera ido para siempre y no soportaras la pérdida ¿Podrías eliminar esa parte de tu vida y de tí mismo? 

La historia está narrada a base de saltos en el tiempo, presente y futuro inmediato, y el pasado mediante los recuerdos de Joel. El inicio de la película sí que puede descolocar un poco, por lo saltos temporales, y con inicio me refiero a los primeros minutos.  La historia se construye sin prisa pero sin pausa. Permite al espectador ir atando cabos para que sea él quién se sorprenda poco a poco de las decisiones que toman los protagonistas, a la vez que ellos mismos van descubriendo qué está pasando. 

Aunque la película tenga una trama de carácter fantástico, el tema de fondo es universal, el amor. Puede sonar ñoño, a más de uno la idea le tirará para atrás. A ellos me dirijo para decirles que no es una película romántica tradicional. Nos habla de que aunque una relación salga mal, aunque haya cosas que nos desmotiven de la pareja, te enamoraste de esa persona por algo. Ese "algo" pase lo que pase no cambiará, siempre estará ahí y te atraerá hacia esa persona.

Es fácil que empatices con cualquiera de los protagonistas, a pesar de que sus personalidades son poco comunes, su historia le puede pasar a cualquiera. Que te hartes de alguien y que lo mismo que te sedujo al final sea el motivo por el que no quieres estar con ella. 

Joel es un hombre tímido, puede llegar incluso a parecer dependiente. Se tropezará con Clementine, con una personalidad arroyadora, extrovertida, impulsiva, rozando incluso un carácter un tanto violento o autodestructivo. El amor surgirá entre ellos, hasta que el deterioro de la rutina y el enfrentamiento entre sus caracteres, tan opuestos, haga de la relación un suplicio para Clementine. Ella decidirá cortar por lo sano sin decir nada y borrarlo de su vida. Joel que no soportará la idea, y será impulsivo por una vez en su vida, decidirá pagarle con la misma moneda y borrarla también. A partir de aquí veremos cómo fue su historia de manera regresiva, a través de la mente Joel. Partiremos de los momentos más duros e iremos avanzando hasta los más mágicos, los que te llenan la barriga de mariposas.

Gondry nos cuenta esta historia "de siempre" como nunca. Tiene sus ventajas el ser un director de videoclips. La manera en que nos enseña con imágenes los recuerdos de Joel, es tan acertado que asusta lo bien que llega a captar cómo nuestra mente nos enseña lo que almacenamos dentro. Por ejemplo, queremos recordar a alguien que no sabemos con exactitud quién era, tenemos todos los detalles de ese momento pero su cara la vemos borrosa, porque nuestro subconsciente no nos permite conocer con claridad la identidad de esa persona. O como cuando el paso del tiempo mezcla los recuerdos y lo que paso en una playa lo rememoramos como si hubiera pasado en medio de un salón. La película está plagada de planos surrealistas y a la vez auténticos. 

Los personajes secundarios no son planos. La carga narrativa se la lleva la trama central claro. Pero cada uno de ellos juega un papel importante dentro de la historia y del tema que nos quiere contar Gondry. Me gustaría entrar en detalles sobre esta parte, pero me temo que no lo podría hacer sin desvelar nada importante de la trama. 

La banda sonora da en el clavo. Sonidos de contrapunto para una historia contada a trozos. Os recomiendo que escuchéis la canción del final de créditos "everybody gotta learn sometimes".

A veces nos encontramos frente a propuestas que o tienen mucha fuerza visual pero una historia pobre, o al revés, una historia que tiene mucho partido pero que no ha sabido encontrar su sitio, ya sea por los actores o por la dirección en sí. Este filme está muy bien pastado. Todo está al servicio de la idea de la que nos quiere hablar el director, por lo que funciona. Nos entretiene, nos hace reir, pensar, emocionarnos, un disfrute para los sentidos.


Información de más:
  • La película se basa en el siguiente poema de Alexander Pope: 
How happy is the blameless vestal’s lot!
The world forgetting, by the world forgot.

Eternal sunshine of the spotless mind!

Each pray’r accepted, and each wish resign’d;
¡Feliz es el destino de las vírgenes vestales!
Pues olvidan al mundo y el mundo les olvida a ellas.

¡Brillo eterno de la mente inmaculada!

Cada oración aceptada y cada deseo renunciado;
  • En la escena en la que Joel está en su cabeza, rememorando el proceso en el que están creando un mapa mental de sus recuerdos, no hay ningún efecto especial cuando se le ve doblemente. Carrey se ponia y quitaba la chaqueta y el gorro cuando estaba fuera de plano, para representar sus dos "yo".
  • Michel Gondry tiene un sistema de grabación multicámara. Además se comunica con sus operadores, mediante el uso de auriculares entre ellos, durante la grabación por lo que tiene un control total de todos los ángulos, así el resultado es mucho más espontáneo. Los actores tienen más libertad de movimiento, lo que se traduce en una mejora de su rendimiento interpretativo.
Nota Final: 10. Entra en la categoría Para ver.


2 comentarios:

  1. No me acaba de gustar , demasiado psicodélica y surrealista

    ResponderEliminar